Ante la ocurrencia de un robo de contenido con fuerza en las cosas, por ejemplo si dejas el auto estacionado y te roban, o violencia en las personas, por ejemplo un portonazo o encerrona;, es decir, cubre la sustracción de objetos contenidos al interior del vehículo asegurado.